Nació el 17 de Diciembre de 1848 en Leamington, Inglaterra. A la edad de diez años quedó huérfano y al cuidado de un tío que al igual que su padre ejercía la medicina; así que siguiendo la tradición familiar obtuvo su título de doctor en Londres para posteriormente ejercer como adjunto al consultorio de su tutor. Sus compañeros de facultad lo consideraban como una persona dócil, diligente y con una acentuada veta histriónica.
A la edad de veintiséis años se une a la logia masónica de su localidad y tres años después se toma un par de años sabáticos para estudiar a fondo la Cábala y otros temas herméticos que lo apasionaban. Debido a esto logró obtener reconocimiento entre sus hermanos de logia y en 1890, fue invitado a la Societas Rosacruciana in Anglia, S.R.I.A., que como habíamos reseñado anteriormente estaba abierta por invitación a masones de alto grado.
Westcott y S.L. McGregor Mathers, otro de las cabezas de la S.R.I.A. estuvieron conectados un tiempo con la sociedad Teosófica de Blavatsky, pero al igual que otros estudiantes que no comulgaban con la visión orientalista de ésta agrupación, decidieron continuar por su cuenta sus estudios y prácticas.
Para el año de 1885, a través de sus publicaciones, se nota un interés marcado en la S.R.I.A. por temas herméticos, especialmente los relacionados con Cábala y Magia Ceremonial, en la cuál estaban versados sus fundadores; sin embargo en vez de reorientar a ésta logia; Woodman. Westcott y Mathers, decidieron crear una orden destinada a la enseñanza, investigación y práctica de esas materias, dando nacimiento a la Orden Hermética del Amanecer Dorado –Goldendawn- con una diferencia sustencial con respecto de su predecesora ya que eventualmente aceptó mujeres entres sus miembros, aunque conservó reminiscencias masónicas en sus rituales y estructura.
Al parecer los miembros de la S.R.I.A. poseían algunos manuscritos codificados –cipher mansucripts- que habían pertenecido a Keneth Mackenzie, un dilecto masón y que estaban escritos con un sistema criptográfico similar al usado por el abate Tritemio en el siglo XV. Se descubrió que eran una serie de rituales que se incorporaron al bagaje de la Goldendawn. Estos rituales son diferentes a los de la S.R.I.A –los cuáles he tenido oportunidad de estudiar-. Westcott le delegó a Mathers la tarea de estructurar éstos rituales como parte de las iniciaciones de grado para la Goldendawn.
Para sintetizar se podría decir que la Goldendawn era una extensión de la S.R.I.A. con una acentuación en Magia Ritual y Ceremonial; Cábala y Alquimia y liderada por los mismos individuos.
Westcott tuvo influencia considerable en la formación y vida de los primeros años de la orden, fungiendo como director del templo Isis-Urania de Londres. En vista de la muerte temprana de Woodman –el de más edad- la responsabilidad de la Goldendawn, recayó en Westcott y Mathers, éstos integraron su conocimiento en Cábala, Alquimia, Astrología, Geomancia, Tarot, Tatúas, y el Ritual Menor del Destierro del Pentagrama a las enseñanzas de la Goldendawn.
Fue el doctor Westcott el que estableció un sistema de diez grados que se correspondía con las esferas del árbol de la Vida Cabalístico para marcar el avance de sus miembros. Otra interesante aportación de Westcott se encuentra en el documento titulado “Lectura Histórica” del Frater Sapere Aude – es decir Westcott- donde se puede leer;
La S.R.I.A y sus logias afiliadas en varios países y la Orden del Dorado Amanecer, descienden de las mismas raíces; la primera es un sistema masculino y masónico; la otra funciona con un basamento más antiguo y extenso abierto a cualquier estudiante de buena fe, sin consideración de sexo y posición social.
Para 1896, la Goldendawn tuvo muchos problemas internos y por esa época Westcott tuvo que renunciar a sus actividades herméticas por presiones políticas, en vista de que era médico forense de la corona inglesa, empezó a ser mal visto por sus superiores, especialmente cuando la orden alcanzó notoriedad por información filtrada a través de la prensa. A pesar de que se desligó de la conducción de la Goldendawn siguió tendiendo injerencia en ella por medio de los canales abiertos por miembros de la S.R.I.A. y una vez pasada la presión se integró a la logia de la Stella Matutina desgajada de la original Isis-Urania. El legado literario de Westcott incluye títulos en Astrología, Adivinación, Numerología, Teosofía, Talismanes entre otros muchos; asimismo tradujo al inglés un texto fundamental de la Cábala Hebrea, el Sepher Yetzirah. En 1918 se mudó a Sudáfrica donde tuvo participación en la Sociedad Teosófica y en logias Masónica.

93 93/93